Saltar al contenido

«Ménage à trois» penal en Fiscalía

16 marzo, 2023

Fossati, Leal y Romano: una tríada conflictiva si las hay.

Al día de hoy están los tres señalados por el otro como presuntos responsables de alguna infracción a la ley penal o a la ley orgánica de Fiscalía.
Detallar los pormenores que determinan que hoy estemos frente a este tan particular escenario me llevaría tanto tiempo y tantas líneas de escritura que terminaría aburriendo a los lectores. Por otro lado, ya todos estamos aburridos de consumir noticias sobre el «tema Astesiano» y sus derivaciones.
En esta columna nos referiremos a los principios y normas que están en juego en este “ménage à trois judicial” para no llamarnos a engaño en un futuro.
Las dos normas básicas que regulan la actuación de los fiscales son el Código General del Proceso Penal y La ley Orgánica de Fiscalía (19483). Esta última nos enseña cuales son los principios que deben entenderse bien claro para comprender hasta dónde llega la libertad de actuación de cada uno de los involucrados.
El primer principio a captar es el de “Unidad” de Fiscalía. Esto es, si hay un fiscal actuando éste representa a toda la institución. Hay uno …No dos, ni tres ni cuatro opinando. Hay uno: Fossati.
Estando la Dra. Fossati regularmente en actividad no hay discusión posible y el resto “mutis por el foro”. O sea, si Fossati se reintegra dos días antes o 6 días después es irrelevante para el subrogante. Estando en funciones Fossati representa a toda Fiscalia.
El segundo principio a entender es el “Independencia técnica”. Ni Gómez puede opinar -salvo sumario- respecto de cómo lleva la actuación la fiscal interviniente. Menos aún Romano.
Tercer principio: los fiscales si son parte no se recusan. Se prevé una excepción donde se puede interponer algún recurso en caso de parentesco o manifiesta enemistad con alguna de las partes. O sea: Leal va a tener que demostrar que Fossati tenía ya de antemano una manifiesta enemistad con él. (difícil para Sagitario).
Cuarto principio o norma: Los fiscales solo cesan por cumplir 70 años, renuncia o destitución. Por tanto, no extraña a nadie que haya una enorme campaña de presión psicológica y mediática para lograr o la renuncia de Fossati o su destitución que únicamente puede suceder si se le comprueba un delito.
Por último, y ya saliendo de las normas y los principios: la izquierda uruguaya vivió un tiempo delirando en un Universo Paralelo.

Mientras el país se reorganizaba tras la pandemia y tratábamos de “surfear” en las aguas turbulentas de la inflación importada y los problemas locales, el Frente Amplio buscaba capitalizar un enorme error del Presidente Lacalle (reclutar a Astesiano como guardaespaldas y darle alas) y pasaron a vivir en una espiral de capítulos de reality show esperando que algún día esto salpicara al Presidente y lo comprometiera seriamente. Filtraron chats, hicieron todo tipo de elucubraciones, encastraron a medio pueblo y solo encontraron charamuscas y “punteros” de medio pelo implicados en corruptelas que a todos nos asquean.
Fossati era buena para el FA mientras investigaba a Astesiano y lo siguió siendo hasta la pena de 4 años y medio (que no fue poco). ¿tiene la culpa Fossati que el tonto de Leal haya ido a “meter la cuchara” en la casa de los padres de Astesiano? ¿Qué esperaban? ¿Qué no lo investigara?
El gran objetivo (descolocar a Lacalle) no lo lograron y para colmo de males, repito: Leal fue a “conversar” con los padres de Astesiano tres días antes del acuerdo abreviado. Y como acá todo se sabe, esto trascendió y tiene que andar zafando de la investigación penal que puede inducirlo o no a alguna pena.
Para Leal y su abogado no hay mejor defensa que un buen ataque y la verdad es que están en todo su derecho a proceder de esa forma. Pero no se les ocurre mejor idea que denunciar penalmente a la fiscal que los indaga penalmente.
La fiscal se ve atormentada por mensajes y denuncias con calumnias de todo tipo y pide agua por señas. Pide protección a su jefe y al sistema. Se toma unos días por licencia médica y es subrogada por un fiscal que solo debe mantener lo administrativo en pie. Supongo yo que cuando Fossati ve que el subrogante se le quiere “meter” en su causa pide revisión médica y la autorizan a volver. Ahí se genera un encontronazo de proporciones y con testigos y Fossati termina denunciando a Romano por violencia de Genero. ¡Ménage à trois penal completo!
Fossati indaga a Leal, Leal denuncia a Fossati y ésta denuncia a Romano el que también denunciará a Fossati. ¡Qué país más loco éste!
Netflix ….lo que te estás perdiendo!

J.R. Puppo