Saltar al contenido

Secretos en la empresa de cartelería

31 mayo, 2024

Silvio Moreira

-Buenas, venimos a hacer muchos pasacalles para nuestro cliente, pero vamos a trabajar con la máxima discreción, sin identificar el conglomerado político, porque nos pidieron el mayor sigilo. Aquí tiene el pendrive con el arte, y necesitamos quedarnos aquí mientras los hace.

Bien. Vamos con el primero. ¿Es este que se llama “forro.jpg”?

-Creo que sí. Vamos a verlo en pantalla.

A ver… es un pasacalle de 20 metros que sólo dice: ¡CÓMO TE GUSTA EL PARQUE ROOSEVELT!

-¡Wow! Un poco fuerte… Un golpe bajo, diría…

Espere. No es ese. Abra este otro.

-¿Este que se llama “forro 2.jpg”? Pasacalle igual de 20 metros, pero dice: “¿SERÁ VERDAD, SERÁ MENTIRA, LO QUE ROMINA DECÍA?”. ¿Están seguros de imprimir esto…? Es muy fuerte…

Espere que no es ese tampoco. Abra “forro 3.jpg”. Tiene que ser ese.

-Acá dice: “EN LA PRÓXIMA CRIOLLA DE ROOSEVELT VAS A PONER UN PUESTO DE CHURROS. NO TE DÁ PARA MÁS LA CABEZA”.

¡Pah! La verdad es que estamos todo el día imprimiendo pasacalles, pero no habíamos visto este nivel de agresividad… ¿Están seguros de que no les jugará en contra?

-¡No es ese el archivo! Vamos con este, por favor: “forro final-finalísimo.jpg”.

Bueno, acá dice: “YAMANDÚ: TE QUEREMOS MUCHO PERO NO TE VAMOS A VOTAR”.

– Perfecto. Es ese. Le pedimos que nos imprima 200 pasacalles.

200 pasacalles a 1.500 pesos cada uno… Vienen a ser 300 mil pesos más impuestos… Espere que hago la cuenta… ¿A quién facturo?

-Haga una sola factura por 900 mil más impuestos. A consumidor final. Y le agradecemos mucho la confidencialidad de todo el proceso.

No tienen nada que agradecer. Aquí tienen la boleta… ¡Saludos a Caro…!