Bolsonaro se despega del asalto a las instituciones en Brasilia

Jair Bolsonaro negó toda responsabilidad de su parte en el ataque por parte de sus simpatizantes a edificios de gobierno.

Horas después del ataque al Congreso, el Palacio de Gobierno y el Tribunas Supremo de Justicia, Bolsonaro aseguró que durante su mandato «siempre» ha cumplido con la Constitución, «respetando y defendiendo las leyes, la democracia, la transparencia y la sagrada libertad».

Mediante su cuenta de Twitter atacó al presidente Lula escribiendo: «Además, repudio las acusaciones, sin pruebas, que me atribuyó el actual jefe del Ejecutivo de Brasil (Luiz Inácio Lula da Silva)».

Bolsonaro comparó los hechos acontecidos este domingo, que calificó de «depredaciones e invasiones» con las manifestaciones convocadas por al izquierda», asegurando que «escapan la regla», ya que «las manifestaciones pacíficas, en forma de ley, son parte de la democracia».