Muslos de pollo en escabeche

Por María José Peñagaricano 

Un clásico muy fácil de preparar y que nos permite tener una comida pronta en la heladera.

El escabeche, de origen Persa, fue uno de los primeros métodos de conservación de alimentos en un medio ácido.

Podemos preparar todo tipo de carnes así como de vegetales: pollo, pescado, berenjenas, hongos, etc.  Es ideal para preparar productos de estación  como los alcauciles. Si queremos tenerlos todo el invierno, debemos tener frascos herméticos, esterilizados y cumplir con el proceso para preparar conservas.  Si no, podemos tenerlos unas 3 semanas en la heladera, bien tapados.

Ingredientes

6 muslos de pollo

1 cebolla

½ cabeza de ajo

2 zanahorias

1 taza de aceite

½ taza de vinagre

½ taza de vino blanco

1 taza de agua o caldo de pollo

2 cdas de pimienta negra en grano

2 hojas de laurel orégano, tomillos, salvia, romero (a gusto)

 

Dorar los muslos, de ambos lados, en una cacerola con un poco de aceite.

Agregar las cebollas cortadas en rodajas.

Cortar las zanahorias en rodajitas y agregar.

Después de unos minutos agregar los líquidos y los condimentos.

Dejar cocinar aproximadamente 45 minutos o  hasta que el pollo esté tierno.

Verificar el condimento y la acidez (depende del gusto de cada uno podemos agregar más o menos ácido.

Dejar enfriar y guardar en la heladera en recipiente hermético.

Servir a temperatura ambiente.